“Receta para el desastre”: Dr Fauci alerta sobre poca atención a normas de salud por COVID-19 en EU

Un empleado toma la temperatura de un ejecutivo fuera del edificio Empire State de Nueva York, que se alista para reabrir la mayoría de sus negocios y empresas. Junio, 2020. REUTERS/Mike Segar

 

Washington, 29 Jun. de 2020 (Reuters) – El aumento de infecciones de coronavirus en Estados Unidos se debe en gran parte a las personas ignoran las normas de salud pública de mantener la distancia y llevar mascarilla, dijo el máximo funcionario de enfermedades infecciosas del Gobierno.

El alza diaria de casos confirmados ha sido más pronunciado en los estados del sur y el oeste, que no siguieron las recomendaciones de las autoridades de esperar a un declive estable de las infecciones durante dos semanas antes de reabrir sus economías.

“Esa es una receta para el desastre”, dijo Anthony Fauci, que dirige el Instituto Nacional de Alergia y Enfermedades Infecciosas, a CNN en una entrevista emitida el lunes.

“Ahora estamos viendo las consecuencias de la propagación comunitaria, que es incluso más difícil de contener que en un lugar físico conocido como una cárcel, un asilo de ancianos o una empresa de empaquetado de carne”, dijo Fauci en la entrevista, grabada el viernes.

Más de 2,5 millones de personas han dado positivo por coronavirus en Estados Unidos y más de 125.000 han muerto, según un recuento de Reuters. La cifra en Estados Unidos es la más alta del mundo, mientras que la tasa global de fallecimientos superó el medio millón el domingo. [nL1N2E504N]

California ordenó el cierre de algunos bares el domingo, la primera gran marcha atrás en los esfuerzos por reabrir la economía del estado más poblado de Estados Unidos, después de que Texas y Florida ordenaron cerrar todos sus bares el viernes. Arizona y Georgia están entre los 15 estados que tuvieron alzas récord de casos la semana pasada. [nL8N2E503Q]

Durante un viaje a Texas, el vicepresidente Mike Pence instó el domingo a sus compatriotas a llevar mascarillas y él mismo llevó una, en un abrupto giro para el Gobierno. El presidente Donald Trump se ha negado a cubrirse la cara en público.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *